Memories

El Intercambio

Cartel promocional de El IntercambioEl día de navidad, después de la típica comilona con los abuelos, fui a ver la última peli de Clint Eastwood estrenada aquí con los amigos que pudieron escaquearse a tiempo de sus respectivas familias.

Christine Collins es una madre soltera que vive con su hijo Walter, al que quiere con locura. Un día la llaman del trabajo para que haga una sustitución de última hora, así que pese a que le sabe mal, deja a su hijo solo en casa con la promesa de que volvería antes de que se hiciera de noche. El trabajo se le acumula y sale más tarde de lo esperado, y para su horror descubre que su hijo ha desaparecido. Rápidamente contacta con la policía de Los Ángeles, que en esa época estaba tildada de corrupta e irresponsable, y estos inician una búsqueda por todo el país. Tras unos meses desesperados, Christine recibe una llamada de la policía diciéndole que han encontrado a su hijo. Cuando corre en su busca, el niño que dice ser Walter Collins no parece coincidir con la imagen que ella tenía de su hijo, pero aún así, y con reiterada insistencia de la policía, que buscaba una buena imagen de cara a la prensa desesperadamente, decide acogerlo en casa. Christine, segura de que el niño no es en realidad su hijo, intenta convencer a la policía de lo contrario y luchará para que vuelvan a abrir la búsqueda de Walter con uñas y dientes.

Pese a que el argumento inicial de la película pueda sonar un poco a telefilme, la trama se va desarrollando y dando algunos giros en el género de la película bastante sorprendentes. Además la forma en la que la narra Clint Eastwood es de 10, haciendo que las dos horas y pico se me pasasen sin hacerse para nada pesada. Una historia directa y crítica, que parece ser el sello de este actor y director, que bien se merece su visionado a pesar de no llegar al nivel de, por ejemplo, Million Dollar Baby.

27 de diciembre, 2008 a las 04:05pm | Cine y TV

1 comentario

Escribe un comentario

  1. gravatarYo_La_Tengo
    El 27 de diciembre, 2008 a las 08:43pm

    Si es una décima parte de lo que son Bird, Sin Perdón, El Jinete Pálido, Los Puentes de Madison, Un Mundo Perfecto, Mystic River o Million Dollar Baby, ya es un peliculón.

    Malpaso forever.


Deja un comentario

oculto

Código HTML aceptado:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed